El Mejor Habito

El mejor habito por las mañanas
es Encomendarse a Dios